La lista de la compra, el primer paso para una dieta saludable

La lista de la compra, el primer paso para una dieta saludable

Cuando hacemos la compra solemos ir corriendo, cogemos la mayoría de los productos sin pensar, y siempre vamos a los mismos, haciendo nuestra dieta monótona y desequilibrada.

Aunque no seamos conscientes, una simple lista puede ayudarnos a ahorrar dinero, tener una dieta más variada y esto nos puede ayudar a perder peso.

Lo primero que tenemos que hacer es planificar el menú de la semana. En este menú tenemos que incluir todos los grupos de alimentos, repartidos en comidas y cenas y con una frecuencia de consumo adecuada.

La verdura tiene que estar presente tanto en las comidas como en las cenas y tiene que ser el alimento por excelencia. Cada día hay que combinar la verdura con el resto de grupos de alimentos e incluso algún día podemos hacer una comida o una cena solo con verduras.

Un ejemplo adecuado de proporciones de plato único es my plate del que ya hemos hablado anteriormente en otro post.   

¿ Con qué frecuencia hay que consumir cada grupo de alimento?

  • Legumbre: 2 días a la semana
  • Pescado blanco: 3-4 días a la semana
  • Pescado azul: Un día a la semana
  • Carne roja: Un día a la semana
  • Carnes blancas: 2-3 días a la semana
  • Huevo: Entre 3 y 5 a la semana
  • Pasta, arroz, quínoa ( mejor integral): 1-2 días a la semana si es plato único, pero es más adecuado como guarnición todos los días y siempre integral.
  • Patata: 1 día a la semana

Antes de hacer el menú hay que revisar la despensa, nevera y congelador. Lo ideal es incluir en el menú semanal alimentos que ya estén en casa, así no se comprará en exceso y se evitara tener alimentos almacenados que se puedan echar a perder y se tengan que tirar.

Tras planificar el menú y revisar lo que tenemos ya en casa, hacemos la lista de la compra.

En el supermercado

  1. Es muy importante ir sin hambre, así evitamos comprar productos que nos entren por los ojos.
  2. Mirar siempre la fecha de caducidad.
  3. El orden de lo que compramos tiene que ser: en primer lugar los no perecederos, luego los frescos, refrigerados y por último los congelados que lo ideal es llevar una bolsa térmica para evitar que se descongele y así no se rompa la cadena de frío.
  4. Evitar los productos ultra-procesados.
  5. Elegir preferentemente productos de temporada y de la tierra, ya que son de mejor calidad y mejor precio.
  6. Mira las etiquetas, hay que fijarse en los ingredientes y en la tabla nutricional y escoge los más saludables.
  7. Busca ofertas, pero hay que asegurarse que son reales, ya que hay muchos fraudes en los pack ahorro y familiares.

En casa 

  1. Organiza tu nevera y despensa, intenta que todo este ordenado.
  2. Congela si crees que algo se te va a estropear.
  3. Aprovecha los restos de comida.
  4. La nevera siempre tiene que estar limpia y nunca se deben introducir alimentos calientes

Alimentos que no hay que introducir en la nevera 

Tenemos una tendencia a poner todas las frutas y verduras en la nevera, pero no siempre es adecuado. Algún ejemplo de ello son los tomates, aguacates o frutas tropicales, ninguno de estos se debe introducir en la nevera, al igual que la cebolla, ajo y patatas.

Desde Mr.Wonderfood te animamos a seguir estas pautas para una vida más saludable y organizada. Con la planificación de los menús y compra adecuada, tendrás una dieta mas variada y equilibrada.

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

Dejar comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies